Afrovocabulario 6 | Puff y Crown & Glory Method

Carmen Milagros

Puertorriqueña que encontró en España lo que Ponce de León buscaba en el Caribe. Diez años y dos niños más tarde, he vuelto a mis raíces-capilares-, se entiende.
Enamorada de mi vida y mi familia, de Valencia y de Hamburgo, de leer y de correr. Amiga de mis amigas, tengo complejo de hermana mayor y soy una "product junkie" de las peores. Llevo un rato queriendo colaborar con Tris y convertirme en una verdadera afropoderosa.

Recopilación de los términos más útiles sobre el cuidado del pelo natural, con nivel principiante para los que acaban de entrar en el mundo del afro y un nivel más avanzado donde pretendemos recoger las tendencias más actuales.

Puff:

Con la excepción de levantarse de la cama y salir directamente a la calle sin mirarse al espejo, el puff tendría que ser el estilo más fácil del mundo a recrear en casa, ¿no? (Otro día hablaremos de lo engañoso que es el nombre del estilo “wash and go”…) Pero lo que se supone que es un moño suelto de toda la vida resulta no ser taaan fácil conseguir en el pelo afro, y menos si pretendemos lucir un aspecto más profesional o glamoroso, según la ocasión. Dependiendo de tu tipo de pelo y el aspecto final que quieres darle a este “afro modificado”, se puede lograr diversas versiones de estilo puff con un mínimo de 7,5 centímetros según las chicas de “blacknaps.org”. Sigue este enlace para ver un video-tutorial corto (5:30) sobre cuatro versiones que se pueden conseguir fácilmente.

 

doll afro puffimagen Dawn Ellis

 

Continuar leyendo


Hazlo por ti misma Vol.1.

Meli

Colaboradora en AfroHair

Latest posts by Meli (see all)

Lo más difícil cuando decidí volver a mi pelo natural fue aprender a hacer algunos estilos por mí misma, en estos post compartiré con vosotras los estilos que voy aprendiendo a hacerme.
Cuando era niña mi madre consiguió que tuviera una melena larga haciéndome trenzas untándome solo aceite de coco. Por eso hace unos meses que he estado practicando para hacérmelas yo misma, me gustan los braid outs y es un estilo protector ideal para llevar debajo de las pelucas y pañuelos.

Hazlo por ti misma vol 1_opt

No creáis que me salió a la primera, hubo muchos intentos hasta que conseguí hacérmelas y que quedaran bien, hace falta paciencia y tiempo para aprender, pero cuando consigues hacértelas bien te sientes muy  satisfecha, yo me hago los cornrows o trenzas de raíz con el pelo totalmente seco y bien desenredado,  para mí es la manera más fácil de hacerlas y puedo durar 4 o 5 días sin deshacerlas.

Aquí os dejo el vídeo donde más claramente se ve cómo hacerlas:

Los inicios siempre son difíciles pero poco a poco irás aprendiendo y necesitarás menos tiempo para cuidar tu pelo.

Un beso pajonuas.


Deyris en Te Busco A Ti!

Patricia

Patricia

Por los mundos afro me conocen como Tris. Soy aragonesa, residente en Barcelona.
Decidí crear AfroHair en el 2008, durante mi periodo de transición hacia el cabello natural, con el objetivo de aprender y compartir conocimientos sobre el cabello afro. También me gusta todo relacionado con la belleza y cosmética.
Patricia

Latest posts by Patricia (see all)

El cabello de Deyris, es de esos de lo que nada mas verlo el primer impulso casi inconsciente es querer tocarlo. La conocí personalmente en la ultima quedada celebrada en Noviembre, y quede impresionada con la belleza, largura y abundancia de su pelo (mucho mas impactante en vivo, que en las fotos), además como persona es excelente.

Su historia es un poco peculiar, ella lleva muchos años siendo natural, pero habitualmente lo lleva “camuflado” bajo las  trenzas sintéticas.

Las trenzas en numerosas ocasiones son nuestras aliadas, nos sirven para un cambio de look rápido y radical, como estilo protector, para darle un descanso al pelo, sin embargo también pueden convertirse en  nuestras enemigas cuando no podemos vivir sin ellas por que no somos capaces de aceptar y amar el pelo real que bajo ellas se esconde.

La historia de Deyris trata de eso, una atípica transición de las trenzas al cabello “libre”

Breve historia sobre ti y tu cabello 

Soy cubana. En Cuba, por muchos años de cambios sociales que hayan existido, en la raíz de la sociedad, siguen estando las diferencias entre ‘pelo malo’ y ‘pelo bueno’,con todo lo que esto implica. Soy de una familia bastante mestiza, con diferencias capilares de una negra a otra, y el pelo rizado siempre se ha ‘combatido’ con desriz desde edades muy tempranas. Cuando tenía 15 años, me aplicaron el último desriz en mi cabeza: Había estado con la ilusión de pelo largo siempre y hasta esa fecha, mi pelo había tenido un largo bastante visible, más o menos más abajo de los hombros, pero aquella vez mami decidió cambiar de peluquera, porque eso allí va por modas, y a esta peluquería iba mucha gente y salían hablando maravillas de sus productos. Pero parece que yo no tuve mucha suerte y a mis quince años, me quedé con todas mis ansias de pelo largo tiradas por el retrete, porque aquel producto no me asentó para nada y los mechones de pelo iban y venían acompañados de un color horrible y una textura indeseable. Así que alcé por primera vez mi voz afrocubana y dije que más nunca iba a desrizar mi pelo con productos.

Me hice un corte más o menos intentando quitar todo lo quemado, y una amiga me empezó a llevar a desrizar mi pelo con calor. Era tortuoso porque tenía que ir una vez a la semana y hacer unas colas tremendas ya que casi nadie hace ya ese tratamiento, es muy arcaico y está visto como fuera de moda. Pero la señora que me atendía, dejaba el pelo muy bonito y natural, además, cuando me lavaba el pelo (que se supone que ‘la plancha’ se va con el agua), me quedaba un rizo muy manejable y mi cabello empezó a crecer otra vez.

Luego vino la fase trenzas, porque se empezaron a llevar allí. Eran caras y además, la mano de obra muy demandada, subía a precios bastante duros para el bolsillo. Así que aprendí a hacerlas yo misma. Con las trenzas mi pelo creció mucho. Intentaba volver a casa de la señora que me alisaba con calor cada vez que me las quitaba, hasta que un día no me quiso abrir la puerta y me gritó que ella no tenía fuerza para mi cabeza… Con lo que me volví a poner mis trenzas y así estuve años de años… Las ganas de llorar siempre me han vuelto cuando me las quito, porque me vuelve ese período en que no me acepto y no tengo ni fuerzas ni deseos de estar lidiando con el rizo de mi pelo y por otro lado, nunca he encontrado el valor de cortarlo y punto, sobre todo porque mi pelo tarda mucho en crecer y supongo que aún en mi interior me quedan vestigios de la mala educación racial que he recibido.

Trenzas con cabello sintético
¿Cuando comenzaste la transición y que te llevó a tomar esta decisión? La transición en mi vida no es un momento revolucionario, no lo puedo llamar ‘trancisión’, porque cada año vuelvo a las trenzas cuando llega la primavera. Me encanta el mar y además, hago mucho ejercicio y bailo, con lo que sudo mucho. Y el pelo rizado no ha sido nunca compatible con mi vida. Así que tiro de las trenzas cuando va llegando el calor. Llevo tanto tiempo con trenzas y estoy tan adaptada a ellas, que cuando me las quito, han de pasar varios días para gustarme y sentirme cómoda otra vez. Este año, en el que mis actividades son bastante intensas, no encontraba yo las ganas de quitármelas, pero navegando un día di con este sitio y la verdad, leyendo los blogs de las chicas y viendo fotos e ideas, además enterándome de los productos que existen y que los tengo bastante al alcance de la mano, estoy muy contenta y he encontrado fuerzas para destejer mi pelo una vez más. Y aquí estoy, escribiendo con un twist después de pasarme casi doce horas atendiendo mis rizos.

¿Cuales son los momentos más dificiles que has pasado (o pasas) durante este periodo?Cuando me decido a quitarme las trenzas, es un momento descorazonador, pero entiendo que es porque no estoy acostumbrada a hidratarme cuando llevo trenzas. El tiempo que invierto en mi pelo no me gusta, me siento esclava de los enredos que se forman, sobre todo en las puntas. La raíz crece suave y sedosa, pero las puntas son un horror, muy muy rizadas y cuando las estiro, ya sea con las manos o con el peine de púas, siempre se parte el pelo y tengo que cortarlo, con lo que la cantidad de pelo que me ha crecido en el período de trenzas, lo pierdo desenredando. Pero bueno, mi obsesión de pelo largo de la infancia ya ha desaparecido y ahora solo quiero llevar algo entre cómodo y agradable sin tener que pasarme horas y horas dependiente de mi pelo.

¿Prefieres Big Chop (cortar todo el pelo) o corte gradual? Está claro que prefiero corte gradual. Pero ¡ay! Cuanto admiro a esas chicas que cortan y ya está… No entiendo por qué no encuentro esa fuerza.

¿Cual es tu hair régimen y que rutina de cuidados estás siguiendo? Ahora mismo he usado productos de Dr. Miracle después del lavado. La verdad es primera vez que los estoy usando, lo leí en un blog de aquí. Lo que sí uso mucho es la hidratación natural una vez por semana con aceite de oliva y yema de huevo, esto evidentemente cuando estoy sin trenzas. Lo dejo durante dos horas, a veces hasta me voy a correr o duermo con él puesto. La suerte es que mi marido es un enamorado del pelo africano y me apoya tanto que todas las horas que paso sufriendo, solo escuchar su voz de consuelo, me hace seguir adelante. (Aunque parezca cursi, lo tengo que poner).

¿Cuales son tus productos favoritos? En este apartado aún no puedo hablar mucho. Como he comentado, estoy empezando un nuevo proceso capilar en mi vida. Lo que sí siempre me ha dado resultado son los potingues naturales… Estoy apostando por el Dr. Miracle y lavando con un shampoo orgánico de aceite de oliva de la marca Root Stimulator. La verdad, el shampoo me ha encantado. Lo he comprado en una tienda del Raval aquí en Barcelona. También por primera vez he probado usar el gorro térmico que venden en la misma tienda, pero que va enchufado al secador. Para haberme quitado las trenzas ayer, noto el pelo bastante hidratado… a ver si me funciona.

¿Que peinados llevas habitualmente?

Lo normal es que en este período, lleve twist. Me gusta mucho aunque se me vea el pelo mucho más corto. Me gusta sobre todo porque no me tengo que peinar durante varios días… aunque no me gusta como se pone cuando me suda la cabeza bailando. Quizá ahora que me voy a hidratar mucho quede mejor. Ya os contaré. El twist out me lo hago muy poco por el mismo motivo. A veces para bailar o ir a correr me recogo en grandes moños muy recogidos, no sé como se llama este peinado, como la chica negra de Matrix. Me gusta mucho y es cómodo pero no voy a trabajar con él, la verdad no sé por qué… supongo que no me gusta llamar tanto la atención y la verdad, la gente no me quita los ojos de arriba cuando voy con él.

Moños – Bantu Knots

 


¿Cual es tu principal objetivo con el cabello tu natural? 

Llevo años con él 100% natural. Pero soltarlo así sin más, pocas veces. No porque no me guste, que me encanta, sino porque como ya comenté, mi hidratación no ha sido muy efectiva y los enredos son de aupa. Me gustan mis raíces, y quiero auto-educarme y aceptarme como soy. Cuando voy a mi casa en Cuba, intento ir con mi pelo al natural para educar a mi familia en este sentido.

Twist

 

¿Si pudieras inventar un producto, técnica, accesorio para tu cabello, que sería? Quisiera un producto que me mantuviera las puntas selladas. Que no se estropearan tanto y que cuando deje el pelo suelto, no tenga luego que sufrir las consecuencias.


Algún consejo que quieras aportar o que quisieras recibir por parte de personas estén en la misma situación que tu 

En estos momentos, la verdad, aportar no puedo mucho. Me gustaría más información de productos para hacer co-wash (que ya buscaré en este blog y los compraré) porque evidentemente con mi modo de vida, me vendrá genial.Me gustaría enterarme de la dinámica de esta página, porque a veces me pierdo un poco en los escritos, no sé como seguir el blog y a veces abro temas y luego no sé llegar a la página principal. Pero de forma general, estoy totalmente agradecida de la existencia de estas páginas y quisiera que todas las chicas negras cubanas, las pudieran leer.Y hasta aquí la entrevista de Deyris, quiero agradecer tu colaboración, así como el que asistieras a la quedada, espero que a partir de ahí halla incrementado la confianza y seguridad con tu propio cabello y que sepas que para muchas de las asistentes tu “pajon” tan largo y abundante  ha sido una gran motivación por que es el cabello que algún día queremos lograr. 

Y vosotros/as que leéis habitualmente os invito a participar en TBAT!! 
(También espero que el sector de masculino de cabello natural  se anime a inagurar la sección)

 


Como Lavar Las Trenzas

Patricia

Patricia

Por los mundos afro me conocen como Tris. Soy aragonesa, residente en Barcelona.
Decidí crear AfroHair en el 2008, durante mi periodo de transición hacia el cabello natural, con el objetivo de aprender y compartir conocimientos sobre el cabello afro. También me gusta todo relacionado con la belleza y cosmética.
Patricia

Latest posts by Patricia (see all)

A petición de Taina de Afrolatinas y por que hace mucho tiempo había prometido hablar del tema hoy voy a dedicar este post al lavado de las trenzas.
Desde hace 15 años eventualmente (1 ó 2 veces al año) llevo trenzas con cabello sintético, aunque reconozco que hasta hace 4 años no le daba demasiado importancia al lavado y lo hacía de la manera convencional, que también es una forma válida de lavar el pelo trenzado, para quien le funcione bien. Yo en mi caso acababa perdiendo muchas trenzas  y mis raíces  con mucho frizz, tras cada lavado.
Después de mucho investigar, aunque “cada maestrillo tiene su librillo” casi todas las fuentes consultadas, me han llevado a seguir el lavado por secciones, que sin duda es el que más efectivo me ha resultado para mantener las trenzas limpias. 
Existen otros métodos como el lavado en seco con productos específicos para ello, o la higienización del cuero cabelludo utilizando bicarbonato sódico, personalmente conozco la teoría, pero no he utilizado ninguno de estos dos, como no descarto probarlos con mis próximas trenzas,  mientras tanto agradezco cualquier recomendación o experiencia, en referencia a su uso.
Frecuencia de lavado
No existe una frecuencia “correcta”. Va en función de cada persona y sus hábitos, entre 15-30 días, es lo más habitual.
Lavar las trenzas muy a menudo les da una apariencia de desgastadas.
Por el contrario no lavarlas nunca,  yo personalmente no lo recomiendo si van a llevarse más de un mes,  por que además de la falta de higiene que supone, puede estropearlas antes y provocar daños al cabello real. 
Formas de lavado
Lavado completo: 
Se lava todo el cabello incluyendo el cuero cabelludo, que es la parte más delicada a la hora de lavar las trenzas. Se suele hacer cada 2 ó 3 semanas.
Lavado parcial superior:
Este lavado solo se centra en el cuero cabelludo y la base de las trenzas, que es donde más residuos se acumulan y de no limpiarse pueden generar caspa, picores y hasta hongos. Al igual que el lavado completo la frecuencia habitual suele ser cada 2 ó 3 semanas.
Lavado parcial inferior:
Lo opuesto al anterior, solo se lava desde la media melena hasta las puntas, se puede hacer con la frecuencia que se desee, generalmente semanal. La función de este lavado es básicamente refrescar el cabello, eliminar los malos olores y partículas de polvo, que a veces se quedan adheridos alo largo de la longitud de las trenzas.
Lavado completo por secciones, paso a paso
Aunque puede resultar un poco entretenido, el lavado por secciones, frente al lavado convencional, permite llegar más fácilmente al cuero cabelludo y alrededores  de la base de las trenzas, garantizando una limpieza eficiente.
Además las trenzas mojadas, especialmente de tamaño medio a muy grueso pueden aumentar considerablemente su peso, creando una excesiva carga sobre el cuero cabelludo, que puede desencadenar en quiebre, debilitamiento y  arrancamiento de pelo desde la raíz o incluso la pérdida de la trenza entera.  Por lo que con esta pauta de lavado se evita permanecer mucho tiempo con todo el cabello mojado.
Este es el procedimiento que uso yo:
Se divide la melena trenzada 4 o más secciones y con cada sección se hace una coleta o trenza gruesa, no muy apretada ni tirante. El proceso consiste en lavar cada área de forma independiente.
Se suelta una sección, se humedece con agua templada y  sobre el cuero cabelludo y la base de las trenzas se aplica un champú diluido en agua.
Con ayuda de los dedos se extiende el champú, masajeando con sumo cuidado alrededor de cada una trenzas, hasta que creamos conveniente. Repetir este paso si se desea, previo aclarado
Una vez  que ya esta limpio el cuero cabelludo, se procede a aplicar más champú diluido en el resto de la longitud de trenzas de esa sección (de medios a puntas).
Durante el enjabonado de las trenzas es mejor no hacer movimientos deslizantes ni frotar, preferiblemente estrujar suavemente, así se evita bastante que alguna trenza se afloje y acabe cayéndose, y además estéticamente nos durarán más tiempo “presentables” y sin demasiados pelitos sueltos.
Aclarar y escurrir el exceso de agua, estrujando suavemente y volver a hacer una coleta o trenza gruesa, para separar la sección limpia del resto.
Repetir todos los pasos con cada una de las secciones.
Consejo:
Evitar el lavado en posturas que supongan estar inclinando con dorso hacia delante y la cabeza hacia abajo para no sufrir tirantez por el peso de las trenzas mojadas. Es preferible hacerlo en posición vertical, aprovechando el momento para la ducha.
Secado
Tras el lavado lo primero es quitar el máximo posible de agua de las trenzas, envolviendo todo el cabello en una toalla a modo de rollo o turbante, mejor si esta es de microfibra, ya que absorbe más y reduce el frizz, permaneciendo con ella sin frotar unos15 minutos.
Verificar el estado de las trenzas, si hay alguna en mal estado o a punto de caerse, es mejor deshacerla y reponerla en otro momento.
Aplicar un producto tipo acondicionador leave-in (sin aclarado) que nos proporcione la hidratación necesaria (no hay que olvidar  de que cabello real aunque  no esté visible por estar entrelazado con el sintético, sigue ahí y  requiere sus cuidados habituales).
Si se desea, aplicar un poco de gel de fijación en las zonas donde halla tendencia a encresparse el cabello.
También se puede aplicar algún spray protector térmico si el leave-in no incluye esta protección.
A continuación secar con secador, de la forma que se prefiera, manteniendo cierta distancia y una temperatura media, especialmente si el pelo sintético utilizado no aguanta temperaturas muy altas (se ablanda mucho con el calor).
  

?

 Secándome las trenzas: Utilizo un pelo sintético que al pasarle el secador se vuelve más liso y con más caída, creando un efecto bastante natural.

?

Si la temperatura exterior lo permite, se puede dejar secar al aire, siempre asegurándonos de que al final del día, antes de acostarnos, el cabello está completamente seco.
De lo contrario unas trenzas húmedas pueden dar lugar al crecimiento de bacterias y moho.
Productos
Champú:
Los champús convencionales pueden resultar demasiado densos para los cabellos trenzados, dificultando su deslizamiento por zonas complicadas como las divisiones y huecos entre las trenzas.
Se recomienda diluir el champú en agua: 1 parte de champú por cada 3 partes de agua. Para mayor comodidad se puede aplicar con ayuda de una botella tipo spray o un envase con boquilla de punta, que facilita su aplicación en las raíces y cuero cabelludo.
Preferiblemente usar un champú sin sulfato.
Acondicionador:
Evitar acondicionadores en crema, ya que pueden dejar acumulación de residuos en la base y producir enredos. Se recomienda usar acondicionadores sin aclarado con textura líquida. Son interesantes aquellos que además protegen del calor.
Gel fijador:
Aunque no lo considero imprescindible, ayuda bastante a controlar el encrespamiento  y disciplinar esos pelitos rebeldes que se salen de su sitio. Son adecuados los geles sin alcohol, que no dejen residuos, y que fijen suavemente sin acartonar.
Productos con siliconas:
En algunos blogs recomiendan evitar su uso durante los periodos con trenzas sintéticas por que por su textura resbaladiza, pueden provocar deslizamiento y/o caída de las mismas.
Posts relacionados:
¿Que rutinas de lavado seguís con el cabello trenzado? ¿Habéis probado el lavado en seco?