Mi tratamiento de bótox capilar

Seguido de mi cambio de look,  en la última quincena de 2014  me llegaron algunas novedades, como el último tratamiento que he probado en mi pelo: El bótox capilar.

Este tipo de tratamiento no guarda ninguna similitud con el bótox facial, en el cual mediante infiltraciones en la piel de toxina botulínica se consigue  una paralización temporal de los músculos del área seleccionada, con el fin de evitar la formación de arrugas de expresión.

En el caso del tratamiento de bótox para el cabello, no se utiliza la toxina botulínica, ni procedimientos médicos, ni requerimientos complicados. Se le llama de esta forma, por que a nivel capilar se equipara a un tratamiento anti-edad por que tiene como función rejuvenecer y regenerar el cabello muy seco, maltratado y debilitado ya sea por daños químicos, mecánicos, climáticos o por el mismo paso del tiempo.

Con el se consigue reducir el encrespamiento, recuperar el brillo, a la vez que rellena la fibra capilar logrando así una mayor resistencia e incrementando su volúmen, por lo tanto también es perfecto para engrosar y aportar más volumen en cabellos los finos.

Los ingredientes activos, responsables del efecto bótox están formados por vitaminas,  proteínas, aminoácidos,  y también puede contener alguno de los siguientes ingredientes;  ácido hialurónico, colágeno y/o queratina.

El tratamiento que yo he utilizado se llama K3 Plus, de la marca Hidran de origen brasileño.

Su modo de empleo resulta muy sencillo, que lejos de lo que su nombre pudiera aparentar, es tan fácil como aplicar una mascarilla.

Modo de empleo

 

Botox.capilar

Read More

Hoy no hay rizos!

Como os adelanté por algunas redes sociales hace un par de fines de semana por fin me atreví a alisarme el pelo.

afro natural alisado con plancha

Me ha costado casi dos años dar el paso, y es que después de que “aquella mujer” me quemara el pelo, no me apetecía ni sacar la plancha de su funda. Del secador no he podido prescindir en invierno, pero lo uso siempre con mucha cautela.

La verdad es que como dice el refrán, mi cambio de look fue un poco promovido por el “culo veo, culo quiero” y es que después de ver las melenazas lacias que han estado luciendo las bloggers  Daily Curlz, Lymari, y El Beauty Blog de Eli, a principios de mes cuando se alisaron el pelo, yo también he querido sumarme! ¡Miedos fuera! 🙂

Para la ocasión he utilizado el Tratamiento Tripleactivo de queratina de Azalea, ya que tenía muchas ganas de darle uso junto a la plancha.

Preparación y pre-estiramiento

Tres días antes de pasarme la plancha, por la noche me lavé la cabeza, con champú, acondicioné muy bien el pelo para hidratarlo, haciendo además un enjuague con una mezcla de aceites para retener más humedad, y lo desenredé minuciosamente.

Me hice 8 trenzas gruesas usando como leave in  Tresemmé Naturals (el mismo acondicionador que uso para co-wash y post champú).

Las mantuve durante dos días, para trabajar me las recogía estiradas bastante pegadas al cráneo, sujetas con horquillas. También se pueden hacer lo mismo con twist, o cualquier estilo que ayude a estirar el pelo y a la vez lo mantenga hidratado.

Teniendo un rizo con tendencia a encoger hasta un 50% (¡o más!) de su tamaño real, gracias a estos pasos previos evito tener que darle después muchas pasadas de secador y plancha para alisarlo, y por ende se reducen las posibilidades de que se dañe por exceso de calor.
estirar el pelo con trenzas

*Estas fotos no son de la misma semana, pero el proceso que seguí es el mismo 

Pasados los dos días, como era de esperar los rizos estaban bastante más abiertos.

Alisado con calor y aplicación de la queratina

Tras cepillar suavemente toda la melena para eliminar cualquier pelo muerto y aplanar las ondas, dividí el cabello en secciones, y comenzando por la nuca, fui seleccionando mechones finos para ir alisándolos.

1. Extendí sobre el mechón una nuez del tamaño de un euro de queratina. Al tener una textura de espuma se aplica directamente con la mano.

2. Pasé el secador con la boquilla concentradora estrecha y con ayuda de un cepillo redondo fui ayudando sin forzar a que el pelo se estirara un poco más. Máximo un par pasadas.

4.Volví a cepillar para agrupar el pelo y asegurarme de que no quedase ningún enredo o ondulación demasiado marcada.

5. Pasé la plancha a 180-200°C con cuidado, para dejar el pelo completamente liso y fijar la queratina a las hebras. Dependiendo de la textura y grosor de las diferentes zonas de mi cabeza, necesite entre una y tres pasadas.

Y así repetí todo el proceso hasta transformar mi voluminoso afro en una melena larga y lisa.

mi afro liso!

Llevar el pelo previamente estirado simplifica notablemente los pasos ahorrando mucho el tiempo.

Sobre la queratina – Tratamiento Tripleactivo

Sin duda este producto se merece una reseña a parte, pero ahora solo voy destacar 4 puntos que considero importantes.

No es un desrizante, no alisa el pelo, no lleva ningún químico, que modifique de forma temporal o permamente la estructura del cabello. Normalmente la utilizo dejando mi pelo rizado y en un par de ocasiones semi-estirado con los dedos, creando un estilo blow out.  Mis rizos nunca se han visto afectados en su forma.

Su función es restaurar el cabello dañado. Repone la queratina que el cabello va perdiendo, recupera brillo, reduce bastante el encrespamiento, le da cuerpo y lo hace más resistente frente a la rotura, en general mejora la apariencia de las zonas más desgastadas.

Esta queratina incorpora protector térmico. Para que la queratina haga su función es imprescindible aplicar calor, que es lo que hace que se selle a la hebra del cabello.

La queratina al engrosar el cabello aporta peso y hace que al alisar con la plancha se vea con más aplomo “más liso”. No es obligatorio planchar. Si se prefiere dejar el pelo rizado, basta con proporcionar calor con un secador. Como resultado los rizos se verán con mejor definición y menos encrespamiento.

Y tú ¿Has dado últimamente algún “estirón” a tu afro? ¿Como proteges tu cabello de los daños por calor? ¿Has probado algún tratamiento de queratina?

mi_firma

Semi Blowout

No uso este estilo con mucha frecuencia por que procuro no usar demasiado el secador, aunque esta vez me había aplicado un tratamiento de queratina y tenía idea de planchármelo, pero en el útimo momento decidí dejarmelo así, estirado “a medias” a golpe de secador y peinando solo con los dedos.
No llega a ser un blowout bien hecho, por que sigue conservando algunas partes más rizadas que otras, pero está bastante más “lacio” de lo que acostumbra a ser mi pelo.
 Como resultado, se me veía mucho volúmen, mucho movimiento (aun con el viento que hacía ese día) y  tacto increiblemente suave!

Para mi “semi” blowout utilicé champú con sulfatos Anti Dandruf Cleasing Purifying (Hair Revita), Tratamiento Tripeactivo Queratina (Azalea), y Direct Leave In Weightless Moisture Conditioner (Giovanni).

 FB |  Twitter  |  Tumblr