Divine Curls | Reseña

2018 lo estrené probando una línea de productos que no conocía ni tenía referencias. Como últimamente soy bastante asidua a los blogs brasileños de cabello afro y rizado, comencé a ver que la marca que hoy presento tiene una larga trayectoria y goza de muy buenas críticas.

La linea se llama Divine Curls, que como sugiere su nombre ha sido creada para cabello rizados y afro, pertenece a la marca Inoar.

 

El kit está compuesto por champú, mascarilla y gel para definir los rizos.

Read More

Aceites del mundo…y más

Soy una fanática de los aceites para el cabello y la piel, tengo una especie de obsesión por ellos, pero es que hasta ahora no he tenido malos resultados… usados siempre en su justa medida, ya que tampoco es bueno saturar el cabello.
También reconozco que me atraen mucho las tiendas y bazares de otros países, sobre todo siempre que tengo ocasión aprovecho para mirar los productos de belleza diferentes a los habituales que puedo encontrar en cualquier supermercado.

Volví a “Asian Superstore” y esta vez he adquirido otros aceites menos “comunes” para el cabello.

-Argán. Este en realidad no lo he comprado, si no que me lo trajo una amiga desde Túnez (África) este verano, aprovechando que ella tenía que viajar allí se lo encargué, ya que se trata de un aceite que aquí en España es bastante caro y difícil de conseguir. El envase de 50ml en Túnez cuesta al cambio de la moneda de allí sobre unos 2€, dependiendo del regateo.

Es muy utilizado para tratamientos de belleza corporales y faciales, y poco conocido para el uso en el cabello, yo lo usaba bastante para las puntas, me aplicaba cada noche unas gotas con un ligero masaje, ahora no lo uso tanto para el cabello por que al ser en envase tan pequeño lo prefiero para la cara, sobre todo en las temporadas en las que me salen más granitos, me va genial para combatirlos y mantenerlos a raya.
Es una aceite poco denso, más bien ligero con un profundo olor entre a incienso y plantas de aroma fuerte, a mi personalmene no me gusta demasiado el olor.

+ info sobre el aceite de argán

Sésamo. No conocía las propiedades de este aceite en el pelo, entre ellas cabe destacar que ayuda a proteger el cabello de los rayos UVB y UVA e hidrata la fibra capilar.

Este en concreto es de la marca Niharti, es 100% puro, tiene un color clarito, es un poco denso y tiene un olor como entre aceite de girasol y cereales… no sé muy bien como describirlo, pero no es un olor desagradable.
Viene envasado en botella de cristal de 250 ml y cuesta 2,90€

 

-Jazmín. Este es de la marca KTC. No es puro, está mezclado con parafina líquida, aunque conserva un olor suave a jazmín que me encanta, este ha sido otro descubrimiento para mi ya que desconocía su uso para el pelo. El jazmín siempre se ha relacionado con la sensualidad y la seducción por su perfume, también es muy utilizado en tratamientos de belleza profesionales. Para el cabello ayuda a controlar el frizz cuando se alisa con calor y aporta nutrición natural. Además perfuma delicadamente el cabello y estimula los sentidos.
Está envasado en botella de cristal de 250 ml y cuesta 1,90€. Realmente el aceite esencial de Jazmín 100% puro tiene un precio muchísimo más elevado, considerado uno de los mas caros que existen.

AMLA.  Es de la marca Dabur, viene presentado en una caja en la que explican su uso en varios idiomas excepto en español, el aceite va en una botella oscura de plástico de 200ml. Todos los ingredientes son naturales, y en esto pongo atención por que no todos los aceites AMLA de otras marcas son iguales, algunos llevan añadidos siliconas y compuestos químicos.
Su textura es densa de color verdoso, tiene un olor muy profundo como a incienso, me recuerda mucho al olor de algunas tiendas árabes o de la India.
Este aceite ayuda en el crecimiento del cabello, refuerza el cabello y previene su caída, muy utilizado en ayúrveda.
Precio 4,40€

Actualización: Revisando los ingredientes he podido comprobar que este aceite no es tan natural, aunque si contiene un gran número de aceites y extractos vegetales, también incluye parafina, colorante, fragancias y conservantes.

Este último artículo ha sido un pequeño capricho que nada tiene que ver con el cabello, es el famoso khol que usan las mujeres y también muchos hombres de países árabes, india, pakistán y asia para maquillar y proteger los ojos del sol, viento tierra, agentes externos, actúa como un colirio natural.
Se trata de un polvo negro que se aplica con un palito dentro del ojo, su efecto es igual que cuando delineas con un lápiz negro por dentro de los párpados, pero lo que más me gusta es que como su aplicación es diferente al lápiz de una sola pasada delineas por dentro el párpado superior e inferior dando profundidad a la mirada.
Dicen que el khol no es bueno si no escuece un poco al aplicarlo, por sus elementos antisépticos naturales.

Hay diferente tipos de khol, algunos vienen en barra sólida, en crema o como el mío en polvo.
También se puede usar como delineador externo (eye liner) mezclado con unas gotas de agua o aceite y como sombra de ojos negra.
Ingredientes: Zinc Oxide, Kohl Podwer, Silver Leaf Pearls, Gem Stones, Casi Absus, Saffaron, Neem, Fennel Extract Herbs,Cinmonium Camphora.

Actualización: Ante la información aportada en los comentarios sobre la presencia de plomo en ciertas marcas de khol y tras ver que el khol yo he comprado, contiene este metal, he decidido dejar de usarlo, por que se trata de un elemento tóxico para la salud.
Más info sobre el tema http://www.nyc.gov/html/doh/html/lead/lead-import-eyecos.shtml

Mis ojos con khol, no se aprecian bien por ser una foto hecha con web cam.

Cosmética: Ingredientes Que Hay Que Evitar

Incluyo un artículo escrito por Brigitte García que me parece bastante interesante, explica muy bien los ingredientes que debemos (o deberiamos) evitar en mucho productos cosmeticos que usamos en nuestro día a día. Pronto publicaré otra entrada centrandome en los ingredientes a evitar de los champús y algunos productos capilares.

Algunos cosméticos llamados “naturales” contienen en su composición numerosos ingredientes nada naturales. Esta es una pequeña guía para conocerlos. Sus nombres se suelen indicar por orden decreciente según la cantidad utilizada, pero con una nomenclatura internacional llamada INCI que es incomprensible para los profanos. No obstante, vamos a ir fijándonos para poder evitar algunos de los más perjudiciales.
Aceites Subproductos de la petroquímica, como la parafina y la vaselina, que se encuentran en la mayoría de las cremas bajo numerosas denominaciones por ejemplo paraffinum liquidum, ozokerite, cera microcristalina, petrolatum, hydrogenated poly isobutene, etc. Son nocivos porque la piel no los puede metabolizar y en gran cantidad pueden impedirnos respirar. ¿Por qué lo utilizan los fabricantes? Simplemente porque son inalterables y baratos. Lo mismo ocurre con las siliconas, que se añaden para dar fluidez, fijar los perfumes y porque no son biodegradables. Se les reconoce bajo los nombres de cyclomethicon (cremas), dimethicone (maquillajes), dimethicone copolyol (champús).

Emulsionantes Se encuentran en las tres cuartas partes de los productos y sirven para unir el agua al aceite de manera estable. Hay que evitar: los polyethylenglycols, fabricados a base de gas altamente tóxico que necesita un equipamiento de alta seguridad. Forman parte de los mayores riesgos industriales. Hay decenas de ellos bajo las siglas PEG.

Las bases lavantes Evitar el sodium laurylsulfato, un tensio activo a base de PEG muy agresivo para las mucosas y que puede contener residuos de dioxinas. El sodium lauryl sulfato es uno de los más irritantes, a pesar de su origen vegetal. Lo podemos encontrar en los champús, dentífricos, y en numerosos productos autodenominados “naturales”.

Los conservantes Los más corrientes son los paraben. De origen químico, tienen un potencial alérgico importante. Algunos nombres: methylparaben, ethylparaben, butylparaben… Algunos fabricantes han encontrado alternativas a los conservantes, asociando diversos aceites esenciales y trabajando con productos en bruto, no refinados, que envejecen mejor.

Autor: Brigitte García
Fuente: http://www.holistika.net/salud/belleza_natural/cosmetica_ingredientes_que_hay_que_evitar.asp